19 julio 2011

Eric Rohmer- Carl Th. Dreyer (1965)

Francès I Subs:Castellano
61 min I Xvid 640x528 I 999 kb/s I 192 kb/s cbr AC3 I 25 fps
505 MB
Documental sobre el realizador danés de la serie "Cinéastes de notre temps", que incluye entrevistas con Dreyer, varios de los protagonistas de sus films y el director Jørgen Roos.
En una conferencia que dio Dreyer en 1955, reproducida en el diario Politiken el 30 de agosto del mismo año (7), el director danés hablaba sobre lo que, a su parecer, debía constituir la base de la renovación artística en el cine. Para Dreyer, esta base se encontraba en la búsqueda de la abstracción formal a través de las imágenes. Dreyer trató progresivamente a lo largo de su obra de rehuir la influencia que sobre la cultura danesa habían tenido las corrientes post-románticas ligadas al naturalismo que habían sido ensalzadas por los escritos del crítico literario Georg Brandes, quien defendía que el arte debía representar la naturaleza para servir de vehículo a la transmisión de mensajes de contenido social. Ciertamente, algunas películas de Dreyer denotan esta asociación con el naturalismo, sobre todo aquellas anteriores a su dueto de obras francesas (La pasión de Juana de Arco y Vampyr), a través de las cuales, como ya se ha dicho, se respiran las influencias de las vanguardias europeas de entreguerras. No obstante, ya a partir de sus primeras obras se puede destilar la voluntad de rehuir la captación de la realidad como una verdad "objetiva" para utilizarla como instrumento de la representación de la subjetividad del artista. El arte debe describir la vida interior, no la exterior, diría Dreyer en el mencionado texto. Esta subjetividad, como veremos, está representada en los pensamientos y sentimientos de los personajes, deducidos a partir de la interpretación de los actores que los representan, así como de otros elementos que contribuyen a la caracterización de la psicología de los mismos.

De entre estos elementos, uno de los más importantes hace alusión a la simplificación de los decorados. Desde muy temprano en su obra, Dreyer fue reduciendo poco a poco la función ilustrativa de los fondos, depurando los elementos que en ellos participaban, hasta el extremo de mantener en escena únicamente aquellos objetos que sirviesen de testimonio de la psicología de los personajes o que contribuyesen al refuerzo de la idea central planteada en el filme. Esta supresión de lo superfluo en favor de lo esencial es lo que configura la tan defendida abstracción que propone Dreyer, un proceso que, según él, permitía abrir las puertas a un arte cinematográfico nuevo en el que el estilo —vehículo, como se ha dicho, de la subjetividad del artista— fuese lo único realmente importante a plasmar. La abstracción, pese a que según el director abra las puertas hacia nuevas e interesantes vías de expresión en el cine, debe partir, al menos en sus procesos iniciales, de la representación de la subjetividad mencionada a través de la realidad objetiva, aunque esta no constituya un fin en sí misma, sino un mecanismo para llegar al alma del artista. Así, y pese a que se intuyese en las palabras de Dreyer la propuesta de un posible futuro para el cine similar a la abstracción pictórica que contribuiría a desarrollar Vasili Kandinski con sus obras y sus escritos, el proceso en el cine debía ser abordado de manera progresiva, para no chocar de frente con los intereses del espectador, al cual había que ayudarle a aprehender poco a poco esta nueva propuesta de entender el arte cinematográfico.
Existen en las primeras obras de Dreyer numerosos ejemplos que van dibujando el camino planteado anteriormente y que desembocarían en la plasmación de estas teorías en sus últimos tres filmes, de manera especial en Gertrud . En relación a la comentada atribución de una función significativa a los objetos, los ejemplos son muy numerosos, pero se pueden destacar algunos que aparecen de manera reiterada a lo largo de toda su trayectoria y que aluden siempre a los mismos temas. Así, el reloj estará a menudo presente en las estancias en las que se mueven los personajes dreyerianos, desde el reloj de arena que abre y cierra la historia de El presidente, hasta la significativa presencia de este objeto en Ordet, pasando por la importancia que se le otorga en otras obras como El amo de la casa (Du skal aere din hustru, 1925), en la que hasta la profesión elegida para el personaje protagonista de Viktor es "casualmente" la de relojero. El reloj desempeña en los filmes dreyerianos una evidente función simbólica sobre el ciclo de la vida y la muerte, y la detención del tiempo corresponde casi siempre con el final de aquella o con el paso por una situación que deja la vida cotidiana "en suspenso" —de ahí el reloj sin agujas de Vampyr, elemento recurrente en la iconografía surrealista que alude a la intemporalidad del mundo del subconsciente—. El tiempo, invención humana que recuerda fatídicamente nuestro irremediable destino, está presente así en muchas obras del realizador y como otros tantos elementos, sufrió también este progresivo proceso de reducción a la mínima expresión. Así, poco a poco se fue haciendo irreverente en las películas de Dreyer informar al espectador sobre el período transcurrido en el desarrollo de los hechos planteados en el argumento, ese fragmento de realidad imaginaria en el que los personajes se mueven, sufren, dialogan o discuten durante no se sabe exactamente cuánto tiempo. Quizás el ejemplo más destacado a este respecto sea de nuevo La Pasión de Juana de Arco, película para la cual Dreyer elaboró, como era habitual en él, una extraordinaria tarea de documentación y redujo los hechos del largo y complejo proceso judicial contra la joven francesa a lo que parecen en el filme unas pocas horas desarrolladas en continuidad y sin pausas. En las películas de Dreyer todo lo que sucede es trascendente y necesario para la historia, nada está situado al azar y no existe el descanso para el espectador, quien debe permanecer atento a todo cuanto acontece ante él en la pantalla. (...) (Texto de Susanna Farrè, tomado de Miradas de Cine)
Intéressant petit essai, assez austère mais en même temps d’une belle simplicité, sur le père Théodore, réalisé par un Rohmer hyper-pointu et technique comme on ne l’attendait pas. S’il y a là-dedans quelques grands thèmes rohmériens qui font surface, à commencer par la première réflexion qui ouvre le film (Dreyer ne filme pas sa ville, Copenhague, crime de lèse-majesté pour Rohmer, mais qu’il pardonne au maître par une pirouette : si la capitale n’apparaît pas dans ses films, on la sent derrière eux, moui admettons), le cinéaste sait pourtant se retirer modestement devant son modèle, regardant le réalisateur danois avec une humilité et une admiration qui éclate à l’écran.
"Yo no soy interesante, lo son mis películas." Carl Theodor Dreyer

Nuevos enlaces, gentileza de chicharro

http://www45.zippyshare.com/v/Pzf9eCGy/file.html
 http://www11.zippyshare.com/v/EXZMztI7/file.html
 http://www7.zippyshare.com/v/rLynmEnw/file.html

subs:
http://www62.zippyshare.com/v/tdIQUdiY/file.html
-o-
Eric Rohmer en Arsenevich
4 aventures de Reinette et Mirabelle
Pauline à la plage
Ma nuit chez Maud
Le Rayon Vert
Les nuits de la pleine lune
L'Arbre, le maire et la médiathèque
Perceval le Gallois 
Les rendez-vous de Paris
La Boulangère de Monceau

16 comentarios:

JayVee dijo...

Congratulations, Scalisto and friends. You make the world a better place.

Villano dijo...

Amen to your words!



(Por cierto, me llevo ésta también... ¿sabéis si hay posiblidad de pillar más títutlos de la serie cineastes de notre temps?

Anónimo dijo...

Gracias por esta joya.
Alguien sabe si se puede conseguir un documental sobre la filmación de "Cuento de Verano"? Lo vi un par de veces en la Sala Lugones y es extraordinario.
Creo que se llama "La fábrica de cuento de Verano"
Gracias.

Sergio

Anónimo dijo...

That's a pretty rare document. Thanks for sharing it!

saynomoreglass dijo...

Thank you for your words, guys!!

No he visto esa peli que dices, Sergio, pero me pongo a buscarla ya!! (me ha dado una enorme curiosidad!!)

Y sì, Villano, tengo por ahì alguna màs, poco a poco irè subiendo las que encuentre en buenas condiciones,

Abrazos a todos!!

tribu dijo...

Parece que la dirigió Françoise Etchegaray (largos años productora de ER), pero no aparece en imdb.

En youtube hay dos supuestas partes, que no sé si lo agotan (menos de 20m.):

1
http://www.youtube.com/watch?v=cP7UjpFZNXA

2
http://www.youtube.com/watch?v=ZE5Pt1kw7GE

tribu dijo...

Después lo miro, pero pinta como que revelan el origen de La Filibustière...!

tribu dijo...

No, dura 90m. Debe ser inhallable, pero los fragmentos subidos a youtube dan esperanzas.

http://movies.amctv.com/movie/479579/Fabrique-du-Conte-dete/overview

Me mató la media estrella... "Terrible"

saynomoreglass dijo...

Gracias, tirbu!! A buscarla!!

Anónimo dijo...

Hola gente,

Por lo que recuerdo La fábrica de cuento de verano dura mas o menos hora y media y tal como dice Tribu la directora es Etchegaray.
En su momento la busqué y unicamente di con una página que vendían un dvdrip con subtítulos.
Ojalá se pueda encontrar porque ver a Rohmer filmando casi de modo amateur, haciendo claqueta él mismo con una libretita y palmeando delante de cámara y bailando con sus actrices en un momento del rodaje, o colgándose de un árbol, es algo extraordinario.

Saludos,
Sergio

JayVee dijo...

Alas, I can't find English subtitles for this anywhere. :(

saynomoreglass dijo...

There is no english subs, sorry.

Zelig dijo...

Hola ¿es posible vuelvan a poner los subs por rapid? Miles de gracias por su noble y arduo trabajo.

scalisto dijo...

Carl Th. Dreyer de Eric Rohmer recuperada por chicharro

Gonzalo Matas dijo...

Genial la resubida. Lo puse en la mula hace un par de meses pero no baja ni pidiéndoselo por favor.

Ana dijo...

Otra joyita de Arsenevich.

Gracias a chicharro por ayudar a recuperarla!