20 enero 2011

Howard Hawks - The Big Sleep (1946)

Inglès/English | Subs:Castellano
114 min | Xvid 528x384 | 774 kb/s | 74 kb/s mp3 | 23.97 fps
701 MB + 3% de recuperación rar
Un general millonario y excéntrico tiene dos hijas que están involucradas en asuntos más bien turbios. Por esta razón, llama al detective privado Philip Marlowe, para que le ayude a solucionar sus problemas familiares. Marlowe comienza a investigar, pero descubre que cada uno de los problemas se ramifica, y el caso se convierte en una auténtica maraña.
Una cosa es constatable cuando El sueño eterno aún no ha alcanzado su propio ecuador: es casi imposible seguir el enmarañado entramado del film. El propio Hawks tampoco era ajeno a este hecho. Se comenta que en un momento del rodaje, y ante una pregunta de Humphrey Bogart acerca de quién comete uno de los asesinatos del film, envió un telegrama a Raymond Chandler (autor de la novela en la que se basa el film y guionista del mismo)*. A este telegrama, Chandler contesto lo siguiente: «Yo tampoco lo sé».
Pero lo fundamental de la película es que la trama de la misma no es lo esencial. El argumento es la excusa, el vehículo que utiliza Hawks para plantear preguntas y construir un espejo que nos devuelve la auténtica complejidad de las relaciones humanas. Es esta mirada del mundo, propia de la novela y del cine negro, la que otorga todo su significado a El sueño eterno. Las relaciones y el modo en que los personajes las establecen (casi sería mejor decir, entretejen), sus diálogos (rápidos y locuaces como en el mejor Hawks, imposible sacarles más punta), la creación de ese mundo oscuro y claustrofóbico… todo ello es mucho más importante que la resolución de la trama criminal. No importa el quién sino el porqué alguien ha sido asesinado. Así, la muerte sobrevuela todo el film, erigiéndose en la silenciosa protagonista del mismo, mientras Vivian y Marlowe viven su historia de amor. Amor y muerte, cine negro: el sueño más oscuro.
Bogart y Bacall están inconmensurables. De hecho, el film fue pensado como vehículo para aprovechar el tirón de taquilla tras el éxito de la pareja en Tener y no tener (la pareja contrajo matrimonio poco antes de que El sueño eterno viera la luz. Al acabar el rodaje, se decidió añadir algunas escenas para enfatizar la historia de amor entre Marlowe y Vivian. Esto, que en muchos casos supone que la historia se disperse y no aporte nada a la misma, en manos de Howard Hawks es otro punto a destacar de la película. Hawks aprovechó estas escenas para aportar un tono de comedia (mención aparte merecen las apariciones de dos chicas –la anticuaria y la taxista– que entablan una relación profesional y esporádica con el detective) que humanizan a Marlowe y Vivian, en contraste con el resto de personajes que aparecen en el film. En este sentido cabría destacar dos escenas, una es aquella que ocurre en el restaurante en la que la pareja charla sobre caballos aunque resulta más que evidente la soterrada carga sexual que guardan las palabras de Marlowe y Vivian. La otra, digna de cualquiera de las comedias de Hawks, es aquella en la que telefonean a la policía y luego tratan de convencer a su interlocutor de qué ha sido él quién ha realizado la llamada.
Bogart encarnaba a la perfección la figura del aventurero hawksiano, aguerrido y fiel a sus principios hasta el final. Por su parte Bacall es la mujer que tantas veces hemos visto en las películas del director: guapa, elegante y altiva, inteligente, sensual, sin miedos y con iniciativas ante los problemas y generosa ante el héroe.
El resto del casting está a la altura, así como la labor de ambientación el inteligente guión. Howard Hawks no solía complicarse mucho a la hora de escoger sus equipos: “simplemente” escogía a los mejores. El, muchas veces mal entendido, estilo sencillo de Hawks vuelve a tener en El sueño eterno al ritmo como motor principal. Una cámara que permanece siempre a la altura del hombre y que se dedica a mostrarnos las vicisitudes de un detective privado que se encuentra en el centro de un universo caótico cuyo sentido intenta restablecer. La película se abre directamente con la llegada de Marlowe a la mansión de los Sternwood. No hay flashbacks ni voces en off del detective que nos explique cómo y por qué llega allí, ni que nos explique la complejidad de la investigación. Tampoco hay extrañas angulaciones de cámara, tan propias del cine negro y tan odiadas por el director. Hawks nos muestra lo que hay. Todas las escenas de la película comienzan y terminan con Humphrey Bogart. Marlowe está presente en cada una de las escenas del film y es que Hawks pretende mostrarnos todo lo que sucede en torno a la investigación del detective. Sin pausa alguna, las escenas van pasando y ofreciéndonos en cada una de ellas datos muy importantes para el desarrollo de la trama y para el sentido final de la película. Hawks nos cuenta una historia llena de amenazas y peligros, tan de su gusto que bombardea al espectador constantemente con estos elementos.
Hablar acerca de El sueño eterno es hacerlo de una obra maestra incontestable. Es un auténtico clásico. Es tan notable la atmósfera y el clima del relato, son tan memorables algunas de sus secuencias, la química entre Bogart y Bacall, los diálogos… Si a ello le añadimos toda la leyenda en torno al rodaje: el alcoholismo de Bogart, su divorcio y el posterior romance con una Lauren Bacall veinte años más joven que él, el perfeccionismo de Hawks, la insistencia del estudio por un argumento más comprensible… El resultado: un placer desbordante, una joya del cine negro. (Texto de J. A. Souto Pacheco, tomado de Miradas de Cine)
Humphrey Bogart and Lauren Bacall made screen history together more than once, but they were never more popular than in this 1946 adaptation of Raymond Chandler's novel, directed by Howard Hawks (To Have and Have Not). Bogart plays private eye Philip Marlowe, who is hired by a wealthy socialite (Bacall) to look into troubles stirred up by her wild, young sister (Martha Vickers). Legendarily complicated (so much so that even Chandler had trouble following the plot), the film is nonetheless hugely entertaining and atmospheric, an electrifying plunge into the exotica of detective fiction. William Faulkner wrote the screenplay. --Tom Keogh
"-Te gusta correr riesgos.
-Philip Marlowe: Para eso me pagan."
Nuevos enlaces

The Big Sleep (Howard Hawks).part1.rar
http://www3.zippyshare.com/v/7s58ob85/file.html

The Big Sleep (Howard Hawks).part2.rar
http://www77.zippyshare.com/v/kvPRscrI/file.html

The Big Sleep (Howard Hawks).part3.rar
http://www77.zippyshare.com/v/4PslhQQV/file.html

The Big Sleep (Howard Hawks).part4.rar
http://www77.zippyshare.com/v/g4DSmYGR/file.html

-o-
Howard Hawks en ArsenevichCome and Get It
Rio Bravo

10 comentarios:

Alex dijo...

Acabo de descubrir tu blog. Un poco tarde, lo sé. Me parece sencillamente increíble; un sueño hecho realidad.
Me encanta este pequeño homenaje a Howard Hawks, Un hombre que tiene unas cuantas papeletas del sorteo en el que se rifa el título de "Y el director de cine más grande de la historia es...".
Por cierto, el que no entiende "El sueño eterno" debería volverla a ver, o quizá volver a repasar el tema 9 de la asignatura "Narración Cinematográfica", o quizá dejar de ver tanto cine porteño, o quiźa -sencillamente- esforzarse un poco cuando algo no viene masticado y digerido desde la fábrica.

Anónimo dijo...

gracias por la calidad de las peliculas.

Anónimo dijo...

Sca, lo soñé? o aquí tenías Bestije, una peli yugoslava sobre una isla y una chavala que revolucionaba a todo el mundo? No la encuentro.

scalisto dijo...

Más que soñarlo, te equivocaste de sitio. Como no tenía subs en castellano la publiqué en Avax: http://avaxhome.ws/video/genre/drama/nikolik_bestije_1977.html

Saludos.

Anónimo dijo...

Jaja, gracias Sca, es que te sigo en todas partes, ;).

Anónimo dijo...

¿Saben ustedes de LOS SIETE LOCOS en AVI, no en MKV?

El lobo estepario dijo...

No conozco a fondo el cine argentino, pero de lo que he visto, la mejor es 'Juan Moreira'. Hay unas cuantas películas argentinas emocionantes pero demasiado habladas para mi gusto; en cambio 'Juan Moreira' tiene poder visual. Las otras de Favio se encuadran ya totalmente en ese realismo mágico que fue muy interesante pero que a mí personalmente no me apasiona ('Nazareno cruz y el lobo', por ejemplo). Ahora bien, tienes algunas de T. Nilsson bastante buenas, entre ellas la de los siete conspiradores cercanos al trastorno que cita el anónimo.

En cuanto al post, aunque la adaptación de Hawks es mítica por su atmósfera (y el aire que se marca Bogart), es inferior a la novela. Me explico: para empezar, no voy a ocultar mi admiración por Chandler, para mí uno de los mejores novelistas norteamericanos del siglo XX, pero la razón por la que la novela es impresionante, está más allá del estilo de Chandler en comparación con Hawks: donde está es precisamente en el argumento, que los guionistas del filme modificaron (ellos sabrán el porqué). 'El sueño eterno', novela, gira alrededor de un caso de chantaje pero nos lleva a las cloacas de las altas esferas, abordando corrupción política, industria de la pornografía, rencores personales, etc. Ni el desarrollo de la película ni sus conclusiones ni su final tienen algo que ver con el original de Chandler. La película es buena, pero la novela, en mi opinión, por supuesto, es una de las tres o cuatro mejores narraciones norteamericanas del siglo XX.

Mr. Greenweedz dijo...

Muchas gracias por el maravilloso trabajo que haceis en el blog.

saynomoreglass dijo...

De nada, Mr Greenweedz, gracias por visitarnos!!

scalisto dijo...

Enlaces nuevos.